7 razones poderosas para decidirnos a comer sano

7 razones poderosas para decidirnos a comer sano

Es bueno que sepas que más que comer debemos tener en mente «alimentarnos» En este articulo hablamos con la Holistic Health Coach, Leonella Gonzalez y nos explicó lo importante de comer sano.

Sabemos que hay muchas razones para comer sano. Inclusive cuando nos referimos a nuestra belleza, comer sano también juega un gran papel. Sin embargo, en esta ocasión queremos aplicarlo a nuestra salud. “La realidad es que, es imposible lucir hermosas si no tenemos una alimentación apropiada ya que nuestra piel, pelo, uñas, etc. son el espejo de cómo estamos por dentro”, puntualizó la conocida Holistic Health Coach, Leonella González    (https://www.facebook.com/leonella.torres?fref=ts )

Es por esto que le pedimos la experta nos diera sus recomendaciones para que comencemos a tener una alimentación apropiada y bien pensada.

“Lo más importante de tener una alimentación sana es que te mantiene saludable y previene enfermedades ya que muchas condiciones de corazón, diabetes, obesidad, incluso cáncer están relacionadas con una mala alimentación” añadió González. » Igual pasa con los suplementos que consumimos, siempre recomiendo los tipo «isotónicos» ya que el cuerpo los absorben en mayor cantidad y más rápido»

“Fíjate que además de la salud, también puedes mejorar otros aspectos de tu vida si comes bien. Por ejemplo, aunque parezca que no, alimentarte correctamente te ayuda a ahorrar. No gastarás tanto en cosméticos y maquillaje porque tu piel lucirá más tersa y luminosa. Y como te mantendrás en un peso estable, no tendrás que gastarte tanto dinero en cambiar tu vestuario” continúo explicándonos Leonella.

“Personalmente cuando hablo con mis clientes sobre su alimentación, evito la palabra dieta, porque por alguna razón esta palabra les causa un sentimiento de restricción y sufrimiento. Me gusta hablarles de cambios en su régimen alimenticio”. Y es que para la experta, cuando las personas comienzan a sentirse diferente, mejor, se les hace fácil mantenerse bajo el régimen que se les ha preparado.

Aquí sus recomendaciones de acuerdo a las más comunes condiciones que podemos prevenir y /o mejorar con una alimentación equilibrada y más sana.

1. Puedes combatir la depresión

Por supuesto que sí es un caso severo la persona debe someterse a otros tratamientos, sin embargo, se puede prevenir con una buena alimentación. “La alimentación sana sí puede prevenir la depresión y, de hecho, mejorar el estado de ánimo”.  

Según estudios una alimentación saludable que se caracteriza con el consumo de verduras, frutas, granos enteros, pollo, pescado y queso bajo en grasa se asoció con una menor tendencia a sufrir de síntomas depresivos y un menor riesgo de depresión durante el período de seguimiento. El aumento de la ingesta de ácido fólico, presente en muchos de estos alimentos,  también se asoció con un menor riesgo de depresión. Además, las personas que bajaron de peso manifestaron una disminución de los síntomas depresivos.

2. Evita afectar negativamente el auto estima

Los adultos debemos darles el ejemplo a nuestros hijos. “Si comes bien estarás dando un buen ejemplo a tus hijos y ayudarás a prevenir  la obesidad infantil, algo que afecta tanto a esta población en los Estados Unidos. La obesidad, además, está asociada con problemas de autoestima y de conducta.

3. Combate el estreñimiento

Comer de todo y bien te garantiza los nutrientes indispensables para tu organismo. “Esto porque gracias a la fibra en los alimentos adecuados, mejoras el tránsito intestinal, disminuyes los niveles de azúcar y controlas el colesterol. Una buena salud digestiva también ayuda a combatir el estreñimiento. Este trastorno provoca malestar en las personas y, además, puede incrementar el riesgo de cáncer de colon. Estas fibras las puedes obtener de alimentos como las frutas y verduras, legumbres, granos y cereales.

4. Mejor aspecto y más presupuesto

Tanto si tu intención es perder peso como ganarlo, una alimentación equilibrada te ayudará a mantener un peso adecuado sin fluctuaciones. Eso redundará en tu aspecto, la calidad de tu piel, recuerda que los cambios de peso provocan alteraciones en tu piel y pueden propiciar la aparición de estrías por la ruptura de las fibras de colágeno y elasticidad y también en tus ahorros.

Algunas dietas rápidas para adelgazar te invitan a comprar productos sustitutivos de las comidas que no son precisamente muy económicos. Por tanto, la mejor manera de alimentarse bien y no provocar alteraciones en tu cuenta bancaria es comer siempre sano.

5. Más activo y más productivo

Normalmente, las personas que llevan una alimentación balanceada también incorporan el ejercicio físico en su rutina diaria o semanal. El ejercicio físico es vital para no engordar, para prevenir enfermedades (cardiovasculares, diabetes o cáncer) y, algo muy importante, tener autoestima. Hacer deporte, sobre todo si se realiza uno de equipo, te permite estar en contacto con otras personas y socializar, algo vital para sentirnos bien y alejar problemas como el estrés. Además, ayuda a relajarse, a pensar con mayor claridad, a tener más energía y a ser más productivo en el trabajo, en el hogar o durante el tiempo de ocio.

6. Reduce tu riesgo de cáncer

Diversos estudios relacionan la calidad de la alimentación con una disminución del riesgo de padecer algunos tipos de cáncer. La dieta rica en frutas y verduras, poderosos antioxidantes, parece retrasar el envejecimiento celular. La alimentación balanceada también fortalece el sistema inmunológico y eso mejora el estado de ánimo indispensable para disfrutar de buena salud.

7. Reduces tu riesgo de diabetes

La comida chatarra, rica en grasas y azúcares, y la falta de ejercicio físico son dos de los factores de riesgo más importantes a la hora de sufrir diabetes tipo 2. Comenzar una alimentación sana y balanceada desde la infancia y adoptar hábitos de vida saludables te ayudarán a reducir el riesgo de diabetes o de enfermedades cardiovasculares. Recuerda que la diabetes no es una enfermedad que deba tomarse a la ligera: si no se trata, puede producir patologías graves que alterarán tu calidad de vida.

Deja un comentario

×
×

Carrito